Accede GRATIS a mi curso "Ser Más Feliz"

Marketing & Mindset Strategist

Marketing & Mindset Strategist

Reparenting: cómo sanar a tu niño interior

Hace tiempo que aprendí que no vivimos la vida desde nuestra edad actual, sino desde la edad que teníamos cuando nuestras heridas emocionales se produjeron. Es decir, que en lugar de responder a la vida desde nuestra versión adulta de los 27, 35, 47 o los años que sea que tengas actualmente, respondemos desde el o la pequeño/a tú, de los 5, 7, 10 o los años que tuvieras cuando esa herida de infancia se produjo y cristalizó.

Así que el término “tu niño interior” es una metáfora de la herida de infancia que tienes y que explica tus patrones de comportamiento y tus respuestas emocionales en determinadas circunstancias, especialmente ante situaciones que hacen de detonantes y que te llevan de cabeza a esa herida y pocas son las personas que no tienen ninguna herida de infancia. 

Eso explicaría por qué tú siendo una persona dueña de ti misma y super capaz en, por ejemplo, el ámbito laboral, pierdas la cabeza y te abandones en tus relaciones. O que puedas comandar la internacionalización de una multinacional pero que seas incapaz de sostener una relación más de un año. O que tengas amistades descompensadas, o que caigas en el querer siempre complacer a los demás, etc. etc. etc.

No necesitas una infancia claramente traumática para tener esta herida. De hecho, hay quienes hablan de Trauma con T y de trauma con t. Pero toda experiencia emocional es válida. A veces no fue un acontecimiento concreto o específico en el tiempo, sino una permanente sensación de desamparo sostenida a lo largo de los años lo que causó esa herida. 

Como niños, nos atribuimos la culpa o la razón por la cual está pasando lo que nos pasa como nuestra responsabilidad. Los niños son incapaces de ver la realidad, la cual hubiera sido demasiado devastadora. No hay niño en el mundo que quiera ver o pueda entender y aceptar que sus padres no estuvieron a la altura y que fueron emocionalmente inmaduros (seguramente a causa de sus propias heridas) o que le desatendieron porque estaban demasiado sumidos en ellos mismos. El niño quiere creer que sus progenitores son perfectos y que, por lo tanto, el problema está en él. En cualquier caso, de esa experiencia surge la herida la cual cristaliza en patrones y mecanismos emocionales con los que, luego, operamos por la vida para siempre si no ponemos conciencia y la trabajamos para sanar.

Porque si no sanas a tu niño interior, le pedirás a los demás que te den lo que tus padres o cuidadores no te dieron. Si no aprendes a cubrir tus propias necesidades emocionales te relacionarás con los demás desde tu niño o niña buscando vincularte con la otra persona como si fuera tu padre o madre: esperando o, directamente, exigiéndole que te dé lo que te falta (validación, prioridad, reconocimiento, amor, lo que sea). La paradoja es que si no sanas a tu niño/a, todo lo que recibas caerá en un cubo sin fondo y nunca será suficiente, nunca estarás saciado. Nunca sentirás la seguridad que buscas si no te das tú mismo/a esa seguridad, esa validación, esa prioridad, esa compañía. 

Por eso en el episodio del podcast de esta semana hablo sobre el concepto de “reparenting” que es un término inglés que significa la práctica de ser tú mismo la madre o el padre que necesitaste entonces (y ahora) para sanar esas heridas.

Aquí lo puedes escuchar:

También puedes escucharlo desde las siguientes plataformas: Apple PodcastSpotifyGoogle Podcast e Ivoox.

En este episodio te doy ejercicios prácticos para empezar a sanar esa herida en ti. De todas formas, debes saber que esto es un trabajo largo y que tienes que darte tiempo y ser paciente. El resultado de esta práctica esa transformador, pero debes ser compasivo y constante. 

Menciones y recursos:

Espero que te te guste y que te ayude. 

 

DESCUBRE COMO SER MÁS feliz

Reenfoca tu mirada para vivir con más calma, ilusión y optimismo. Inscríbete GRATIS para acceder a esta curso de 6 lecciones en el que ayudaré a cultivar una actitud de esperanza e ilusión que con la que conseguir todo lo que te propongas.

1 comentario en «Reparenting: cómo sanar a tu niño interior»

  1. Muchas gracias por el Audio que hace referencia al «Niño Interior», ha sido de buen aporte a mi conocimiento, y tambien de gran ayuda. Bendiciones.

    Responder

Deja un comentario

DESCUBRE COMO SER MÁS feliz

Reenfoca tu mirada para vivir con más calma, ilusión y optimismo. 

Inscríbete GRATIS para acceder a esta curso de 6 lecciones en el que ayudaré a cultivar una actitud de esperanza e ilusión que con la que conseguir todo lo que te propongas.